Test Ride Honda XRE 300

Comparti en Redes Sociales

La Honda XRE 300 resultó ser una excelente opción para el uso en ciudad y off road; con un peso ideal y una maniobrabilidad que invitan a usarla a diario como medio de transporte, pero que también nos permitirá disfrutar de salidas fuera de la ruta y algo más. Claramente apunta a usuarios de ciudad pero que gustan de pisar la tierra sin necesidad de ser profesionales del off road.

Test Ride Honda XRE 300Gracias a la gente de Honda Argentina, pudimos probar y exigir durante 10 días la Honda XRE 300, con el objetivo de traerte otro Test Ride como nos gusta en Motopress, con todos los detalles y las mejores fotos.

Origen del modelo

La Honda XRE 300 fue lanzada en agosto de 2009 en Brasil, país donde fue diseñada y fabricada en primera instancia. La idea de Honda con esta moto fue reemplazar dos motos del segmento on/off que lideraban el segmento en Sudamérica, la mítica XR250 Tornado y la NX4 Falcon. A diferencia de los motores 250 cc y 400 cc de estas motocicletas, el motor de 300 cc con inyección de combustible de la XRE 300, cumplía con las nuevas normas de emisiones PROMOT 3 imperantes por aquél entonces en Brasil, cosa que obligó a que la Falcon fuera dotada de inyección de combustible pero sólo en Brasil, ya que por nuestro país nunca llegó con inyección de combustible. Recién en junio de 2013, Honda Motor de Argentina presentaba al público local un nuevo modelo que se sumaba a la categoría off road de su line up de productos. La XRE300, de producción nacional, comenzó a armarse en la planta que posee Honda en la localidad de Campana.

Diseño

Diseñada como una moto de doble propósito, la Honda XRE 300 a simple vista invita más a que la lleven por la tierra que por el asfalto. Su rodado delantero de 21 pulgadas y trasero de 18, con llantas de rayos ya lo dicen todo, y si a ello le sumamos los neumáticos de uso mixto Metzeler Enduro 3 “Sahara”, la tierra, arena, piedra o barro, no serán obstáculo para esta Honda.

Test Ride Honda XRE 300Gracias al diagrama “auto limpiante” de las cubiertas, garantizan tracción en suelo seco y mojado, asegurando la respuesta y el frenado incluso en condiciones extremas. Como dijimos, el carácter de moto Trail está dado por su rodado delantero de 21 pulgadas y una horquilla de 219 mm de recorrido, que se complementa visualmente con el “pico de pato” característico de las grandes trialeras. Estos elementos conjugan el espíritu aventurero de la XRE 300. El resto viene solo, un tanque de combustible elevado (que podría tener mayor capacidad que los 13,8 litros), basculante de aluminio cuadrado y un gran despeje al piso (259 mm) le dan un aspecto de moto robusta pero liviana a la vez.

A primera vista, la moto puede parecer un poco “corta” entre ejes, como si la hubiesen apretado entre dos paredes, pero la distancia entre ejes de 1.417 mm demuestra que es sólo una apariencia debido al rodado de 21 pulgadas delantero. La combinación de colores en negro y gris le quedan muy bien, con plásticos de muy buena calidad en tonos brillantes y opacos. Las pinzas de freno en dorado mate le dan un toque de calidad extra que contrasta muy bien con el negro de las llantas.

Test Ride Honda XRE 300La imagen delantera es imponente, gracias a las cachas laterales que abrazan parte del tanque y se extienden hacia abajo sirviendo a su vez para canalizar el aire hacia la cabeza del cilindro y del radiador de aceite ubicado sobre el costado derecho. Los grandes barrales de la horquilla delantera llevan unos protectores muy útiles a la hora de circular por caminos de tierra que evitarán que la suciedad pegue directamente en los retenes de los barrales. El chasis es una simple cuna desdoblada en tubo de acero redondo, sobre el cual se asienta el motor.

El asiento doble con desnivel para el acompañante luce la palabra Honda a sus costados. El mullido es justo, y al ser fino en el sector del conductor, facilita las maniobras donde es necesario ir parado en sectores off road.

Test Ride Honda XRE 300En la parte trasera se ubican las asas para el pasajero y una parrilla porta objetos de aluminio maciza, con gomas para poder colocar baúles sin problemas. La luz trasera se ubica justo por debajo, en una única pieza plástica que sirve de guardabarros y soporte para luces de giro y patente.

Test Ride Honda XRE 300En la parte derecha está el escape elevado, con una protección plástica negra anti quemaduras.

Puesta en marcha

Llega el momento de subirme a la Honda XRE 300 para comenzar con las pruebas y acá, está la primera cuestión para aquellos no muy altos. La distancia del asiento al piso es de 860 mm, y la verdad es que cuesta “revolear” la pierna por la altura, salvo que pisemos el pedalín izquierdo y desde ahí hagamos la maniobra. Pero la ventaja es que ni bien nos subimos, la altura de la moto debido a las suspensiones blandas se reduce instantáneamente.

Test Ride Honda XRE 300La posición de manejo es cómoda y se encuentra fácilmente. Como dije antes, el asiento es angosto y permite abrazar bien el tanque. Los pedalines están recubiertos con goma para minimizar vibraciones indeseadas. Los brazos quedan descansados, levemente flexionados y con las manos por encima de la altura de la cadera, lo que hace que vayamos relajados sin necesidad de llevar el tronco hacia adelante. Los puños son de muy buen grip. Las manijas de freno y embrague son de color negro, que seguramente sufrirán ante el mínimo roce con cualquier objeto. Bien a la vista queda el tablero de instrumentos 100% digital.

Test Ride Honda XRE 300Estando en la posición del piloto ya se nota que el tanque de combustible podría haber sido más grande, ya que el hueco que queda entre las aletas que lo abrazan y la horquilla es muy generoso; y un par de litros hubieran venido muy bien para extender la capacidad y por ende la autonomía. El manubrio tiene un diseño robusto, con un travesaño que lo atraviesa, que servirá también para adaptar algún soporte para GPS o teléfono celular. Pero hay algo que Honda debería tratar de corregir en la zona del manubrio, y son los cables del acelerador, que salen de la piña derecha y cruzan justo por delante del tablero, tapando la visión del velocímetro. Desde debajo de la moto no se nota tanto, pero al subirse son dos los cables que obstaculizan un poco la visión de los datos.

En movimiento

El arranque de la Honda XRE 300 es muy suave, bastando con apenas darle un toque al botón para que encienda. El monocilíndrico que equipa a esta Honda entrega 26 hp a 7.500 rpm; los suficientes como para moverse cómodamente por ciudad y por autopista con velocidades promedio de 90 km/h con el tacómetro oscilando entre 5.000 y 5.500 rpm, sin comprometer de esta forma la durabilidad, el consumo de combustible (que es muy bueno) o el confort del piloto.

Test Ride Honda XRE 300Y ya que estamos con temas de velocidad y rpm, me decidí a chequear estos datos en autopista para ver a qué régimen gira el motor a 100 km/h y cuánto consume. Andando a 100 km/h el tacómetro se “clava” en 6.000 rpm, y la computadora informa un consumo instantáneo de 32,3 km/litro; lo que le daría una autonomía aproximada de casi 400 kilómetros en ruta a velocidad constante. La velocidad máxima que pudimos obtener fue de 134 km/h con el tacómetro tocando el rojo, a 9.000 revoluciones por minuto. Y en este apartado es donde se nota claramente que le hace falta una sexta marcha para no ir tan enroscada en autopista y ruta. Si bien no se transmiten vibraciones más allá de las normales de un monocilíndrico, la sexta el vendría muy bien para relajar el 300 cc.

Test Ride Honda XRE 300Siguiendo sobre el asfalto, el comportamiento de la Honda XRE 300 en la ciudad es muy bueno. En primer lugar y gracias al rodado, no hay calle empedrada ni pozo que le haga mella. El andar es muy suave gracias al recorrido de las suspensiones, 219 mm la delantera y 225 mm la trasera. Fuera de la ruta, salen a la luz las bondades de esta Trail y sus capacidades para el off road, con un torque cercano a los 27 Nm a 6.500 rpm, lo que le da una excelente performance a bajo y medio régimen del tacómetro (1.500 a 6.500 rpm), con buena respuesta tanto en arena, barro o tierra.

Como dije antes, el generoso recorrido de las suspensiones permite en la tierra hacer algún salto sin que sea un problema para la XRE 300, ya que la caída es perfectamente absorbida por el conjunto amortiguador. La robustez se acompaña a su vez con las llantas de rayos, por lo que no habrá que preocuparse demasiado frente a la topografía irregular del suelo.

Test Ride Honda XRE 300A su vez, las cubiertas Metzeler Enduro 3 “Sahara” son el complemento ideal para las salidas fuera del asfalto. El neumático delantero en medida 90/90 y de 21 pulgadas de diámetro es excelente para estas incursiones, mientras que el trasero en 120/80 pero de 18 pulgadas, se complementa de manera perfecta, ya que el dibujo si bien no es tan agresivo, cosa que se agradece en ruta porque no zumban en absoluto, responden perfectamente en tierra y pasto mojado, tal como me tocó probarlo.

Los frenos han respondido a la altura de las circunstancias en todo momento. En la rueda delantera cuenta con un único disco de 256 mm de diámetro, mordido por una pinza de doble pistón, mientras que el trasero es de 220 mm asistido por una pinza de un solo pistón. Obviamente podría contar con ABS tal como sucede con los modelos que se comercializa en Brasil, pero por ahora no estará disponible este equipamiento en nuestro país. La única ventaja de no contar con ABS es que al bajar a la tierra, no tendremos que preocuparnos por desconectarlo.

Motor

La Honda XRE 300 monta un motor monocilíndrico de 291,6 cc, 4 tiempos con distribución DOHC, refrigerado por aire y alimentado por inyección de combustible. El rendimiento es excelente, ya que el consumo como te comentaba anteriormente está en el orden de los 30 kilómetros por litro a una velocidad constante de 100 km/h, que se estirará hasta casi 40 km/l si circulamos a un promedio de 90 km/h. Estas cifras nos permitirán una autonomía cercana a los nada despreciables 400 kilómetros.

Test Ride Honda XRE 300El torque de 27 Nm a 6.500 rpm es suficiente para mover sin esfuerzos a esta Honda incluso con equipaje o dos personas arriba.

Suspensiones

Como dijimos, las suspensiones de la XRE 300 son un punto destacable, tanto por la suavidad en ciudad, como por la eficiencia fuera del asfalto.

Test Ride Honda XRE 300La horquilla delantera es convencional telescópica con un recorrido de 245 mm, mientras que la trasera se compone de un basculante en caño cuadrado asistida por un amortiguador Pro-Link de 225 mm de recorrido.

Test Ride Honda XRE 300Equipamiento instrumental

El cuadro de instrumentos es el clásico de Honda para el segmento. Un display completamente digital con buena cantidad de información. Sobre la derecha de la pantalla en números grandes está el velocímetro, y sobre el extremo de ese mismo lado el indicador de nivel de combustible con 6 barras descendentes. Sobre la parte superior, se ubica la escala de las RPM, de 0 a 10 (x 1.000), con escala roja a partir de las 9.000 rpm. Por debajo de esta escala, algo mezclado con la información del odómetro está el reloj horario. Y por debajo de éste se encuentra el odómetro y los indicadores de consumo instantáneo y consumo promedio de combustible.

Test Ride Honda XRE 300La Honda XRE 300 cuenta con odómetro total y 2 parciales, y a la vez con la posibilidad de poder monitorear el consumo promedio para esos dos parciales, además del consumo instantáneo; una herramienta práctica para los viajes. Por debajo se ubican los testigos de luz alta, luces de giro, check engine y el de neutral. Lamentablemente carece de indicador de marcha engranada. A la derecha del display encontraremos los dos botones que sirven para resetear los datos del odómetro y consumo de combustible.

Test Ride Honda XRE 300

En la piña izquierda encontramos los clásicos botones de bocina, en la parte central, por debajo conmutador de luces de giro, arriba botón de luz alta/baja, y por delante la guiñada. En la piña derecha está el botón de encendido y el switch de ignición. Los espejos si bien son de un diseño algo anticuado, no han mostrado vibraciones en ningún momento. Punto a favor de esta Honda es la tapa de combustible, tipo flip-on en aluminio y con llave.

Luego, sobre el lateral izquierdo se ubica una pequeña guantera con tapa plástica y cerradura también plástica (que se abre con la llave de la moto), como para guardar las herramientas que vienen provistas con la moto. Hay que tener en cuenta que este compartimiento no es estanco, ya que se puede llegar al filtrar algo de agua y polvo.

Test Ride Honda XRE 300El asiento es bastante ergonómico, luciendo la palabra “Honda” en sus laterales. De material sintético es de muy buen tacto y fácil de limpiar.

Conclusiones

La Honda XRE 300 resultó ser una opción ideal para iniciarse en el mundo de las pequeñas trialeras que nos permiten movernos tanto por la ciudad como fuera del asfalto; con la gran ventaja que resultó ser práctica para el día a día, ya que por el consumo y maniobrabilidad nos permiten llevarla al trabajo todos los días y afrontar la ciudad sin preocupaciones por empedrados o calles en mal estado. A su vez, podremos viajar en ruta largos trayectos a velocidades que promedien los 100 kilómetros por hora sin necesidad de para cada 200 kilómetros para repostar. La comodidad que tiene para el piloto no acusará cansancio luego de largos tirones de ruta. Tal vez el asiento pueda llegar a ser incómodo luego de muchos kilómetros ya que es algo angosto, pero será algo que agradeceremos al momento de encarar caminos fuera de ruta y necesitemos ir parados.

Test Ride Honda XRE 300La calidad de materiales y terminaciones a los que nos tiene acostumbrados Honda se deja ver en todos y cada uno de los elementos de la XRE 300; sin ruidos en los encastre plásticos, ni vibraciones a altas revoluciones, con una sensación de aplomo y control dignas de motos de mayor cilindrada. La polivalencia es una de sus mejores virtudes sin dudas.

Puntos a favor y mejorables

A favor

  • Polivalencia
  • Rodado
  • Diseño
  • Suavidad de marcha
  • Calidad de materiales

Mejorables

  • Ausencia de ABS
  • Caja de 5 marchas
  • Capacidad del tanque
  • Lugar por donde pasan algunos cables

Precio

El precio sugerido de la Honda XRE 300 es de $ 242.000.

Ficha técnica XRE 300

Motor

  • Tipo: Monocilíndrico, 4 tiempos, 4 válvulas, DOHC y refrigerado por aire
  • Cilindrada: 291,66 cc
  • Relación de Compresión: 9,0 : 1
  • Alimentación: Inyección
  • Encendido: Digital transistorizado con control computarizado
  • Arranque: Eléctrico
  • Transmisión: 5 velocidades

Frenos

  • Delantero: Disco hidráulico perforado / 256 mm
  • Trasero: Disco hidráulico perforado / 220 mm

Suspensiones

  • Delantera: Horquilla telescópica / 219 mm
  • Trasera: Basculante de doble brazo con monoamortiguador hidráulico y resorte helicoidal / 225 mm

Ruedas y neumáticos

  • Delantero: 90/90-21 M/C 54 S
  • Trasero: 120/80-18 M/C 62 S

Dimensiones y capacidades

  • Largo: 2171 mm
  • Ancho: 784 mm
  • Alto: 1181mm
  • Distancia entre ejes: 1417 mm
  • Altura del asiento: 860 mm
  • Peso en orden de marcha: 157 Kg
  • Capacidad del tanque de nafta: 13,8 Litros (reserva 3,9 litros)

Comparti en Redes Sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *