Ducati celebra el centenario del nacimiento del creador del sistema desmodrómico, Fabio Taglioni

Comparti en Redes Sociales

“Padre” del sistema desmodrómico y diseñador de numerosas motos como la Ducati Scrambler, Taglioni ha colaborado con la marca de Borgo Panigale desde 1954 a 1984.

Ducati celebra el centenario del nacimiento del creador del sistema desmodrómico, Fabio TaglioniEl ingeniero Fabio Taglioni es el autor de numerosos proyectos innovadores, entre ellos el sistema de distribución desmodrómico. Nacido en San Lorenzo di Lugo el 10 de septiembre de 1920, Taglioni se graduó en ingeniería mecánica en 1943 y entra en Ducati con el cargo de Director Técnico el 1 de mayo de 1954, fecha que marca el inicio del crecimiento de proyectos, ideas y patentes, que convertirá al binomio Ducati-Taglioni en leyenda del mundo de las dos ruedas. Tan sólo 40 días después de su incorporación a Ducati, Taglioni crea su primera genialidad: la Gran Sport 100, también conocida como “Marianna”.

A raíz de los éxitos conseguidos por la Gran Sport 100 y 125, el ingeniero lucense optó por dedicarse de lleno a las carreras de velocidad y embarcarse en el ambicioso proyecto del sistema de distribución desmodrómica. Hasta entonces, el “desmo” representaba una apuesta técnica y de ingeniería ante la que se habían rendido muchos de los grandes proyectistas del mundo, pero Taglioni demuestra que tiene la tenacidad y la capacidad para estudiarlo, perfeccionarlo y convertirlo en una idea ganadora. La primera moto que cuenta con el sistema desmodrómico es la GP Desmo 125, que gana su primer Gran Premio un mes después de su debut y se consolida con el tiempo como la 125 más rápida del mundo.

Ducati celebra el centenario del nacimiento del creador del sistema desmodrómico, Fabio Taglioni

En los siguientes años Taglioni participó activamente con su trabajo en el renacimiento industrial de Ducati, realizando proyectos como la Gran Turismo 175 y el nacimiento de la Ducati Scrambler, demostrando así un nivel de excelencia en ingeniería que no se limita a la velocidad, sino que también comprende la fiabilidad y resistencia.

Después de haber contribuido a hacer de Ducati una marca internacional, Taglioni vuelve a dedicarse a nuevos proyectos y a preparar el regreso de la marca a las carreras, que tiene lugar en 1971 con la GP 500, y en 1972 con el debut de la GT 750, la primera bicilíndrica de serie en la historia de Borgo Panigale, propulsada por un motor de dos cilindros longitudinal a 90°. Posteriormente, la Imola 750 (derivada de la GT de serie) se estrena en un tiempo récord en las 200 millas de Imola y, ante 85.000 espectadores, logra una de las mayores hazañas de la historia del motociclismo, con Paul Smart y Bruno Spaggiari cruzando la línea de meta frente al resto. Hasta el final de su carrera, Taglioni continuó innovando y experimentando en el terreno de la competición, poniendo su firma en proyectos como la Pantah 500 y la F1 750.


Comparti en Redes Sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *